El PCE llama a su militancia a participar en la campaña para “convertir cada voz de protesta en un voto de rebeldía”

El secretario político del partido en Ciudad Real hace el llamamiento destacando que en su provincia encabeza la coalición una afiliada a IU.

En éste primer día de campaña, el Partido Comunista de España ha lanzado un llamamiento a toda su militancia en la región castellano – manchega para apoyar decididamente la coalición Unidos Podemos. De ésta manera, el PCE se suma a la campaña conjunta de Podemos e IU con el objetivo de dar un vuelco a la representación parlamentaria de la izquierda en la región.

Para Pedro Mellado, secretario del PCE en Ciudad Real, éstas elecciones suponen “una oportunidad histórica para que la izquierda alcance la victoria en nuestro país y quebremos en nuestra región uno de los pilares que aún sostienen al bipartidismo”. Es precisamente en Ciudad Real donde se tiene la expectativa de que se pueda conseguir una diputada perteneciente a IU, Juana Caro.

“Nuestro compromiso está con todos los compañeros de la coalición, pero nuestra ilusión está con Juana” explica Mellado mostrando su convencimiento de que los resultados servirán a Caro para obtener el acta de diputada. “La campaña en Ciudad Real ha comenzado con una inmejorable sintonía entre los miembros de la coalición, y eso nos va a servir para llegar a la gente y llenar de esperanza las urnas el domingo 26”, apunta.

Por su parte, para Jorge Vega, Secretario General del PCE en Castilla – La Mancha, estas elecciones son decisivas para nuestro país puesto que “nos encontramos en un momento en que nuestra clase está decidida a responder con su voto a todos los ataques contra nuestros derechos sociales y laborales”. Desde el PCE quieren centrar la movilización social de estos años como elemento fundamental de campaña, “hemos estado estos años en las manifestaciones, huelgas o paralizaciones de desahucios, es el momento de convertir cada voz de protesta en un voto de rebeldía” concluye Vega.

Por último se destaca los actos principales organizados para esta campaña en la provincia de Ciudad Real, empezando el próximo domingo en Valdepeñas en un acto con mujeres que trabajan por el cambio. De igual manera, el PCE apoyará de manera especial los actos centrales del último fin de semana de campaña en la provincia, que serán en Puertollano y Argamasilla de Alba respectivamente.

Las Marchas de la Dignidad vuelven a las calles el 28 de mayo para reclamar Pan, Techo, Trabajo y Dignidad

El 22 de marzo de 2014 millones de personas salieron a las calles exigiendo Pan, Trabajo y Techo en una marea humana por la dignidad y contra los recortes de derechos y libertades, dos años después poco o nada ha cambiado y la tan manida recuperación no llega a las clases populares.

Los datos desmontan la campaña de los gobiernos de la troika. En España tenemos unos índices de desempleo estructural que superan el 20% , un 40 % de las personas desempleadas no tiene cobertura económica, los salarios no suben sobre los índices pactados y se sitúan en límites de pobreza, hoy tener empleo no es sinónimo de una vida digna, los ERE´s y despidos están a la orden del día por los efectos de las Reformas Laborales del PSOE primero y del PP después, casi un millón de hogares no tienen ningún tipo de ingreso, la diferencia salarial hombre‐mujer se sitúa cerca del 30 % y los empleos para la juventud son precarios y no facilitan un proyecto de vida.

La pobreza se sitúa en tasas del más del 30 % de la población afectando a la infancia de manera alarmante, esta situación lleva a que sigan echando a gente de sus casas, se corten los servicios básicos. La violencia machista se ha cobrado 32 víctimas, las mujeres son doblemente explotadas en el hogar y en el trabajo con los peores empleos y menos salarios.

Hay una degradación progresiva de los servicios públicos, primera fase de la privatización de los mismos, y los servicios privatizados no cubren las necesidades de la mayoría social trabajadora de este país, así, en la sanidad mueren personas por no ser atendidas y se masifican los establecimientos sanitarios. La educación está, otra vez, en pie de movilización por la aplicación de la Ley Wert y los gobiernos social y neoliberales favorecen a la educación privada en sus distintas modalidades. De la misma forma las privatizaciones están en el origen de la denominada pobreza energética y que una parte muy importante de la sociedad empobrecida no tenga o no pueda acceder a los servicios básicos, luz, agua, gas.

Las clases populares y trabajadoras son las que sufren los efectos de las políticas capitalistas y criminales de la troika, además, somos sobre los que recae la carga impositiva de una fiscalidad que favorece a las grandes fortunas como estamos viendo con los efectos de la amnistía fiscal del PP. La corrupción ha vuelto a las primeras páginas con los llamados Papeles de Panamá, que han puesto de manifiesto que los y las “patriotas” lo son del dinero y no con los ciudadanos de este país, entre ellos es significativo el ex presidente Aznar, evasor fiscal.

La deuda y la reforma del artículo 135 de la C.E. son la losa sobre la que se sustenta una política para beneficiar a los especuladores internacionales y no cubrir las necesidades de la mayoría social trabajadora para vivir con dignidad. La UE como proyecto capitalista incumple los derechos humanos como hemos visto en la crisis de los refugiados y el acuerdo de la vergüenza y se consolida un modelo elitista y xenófobo a la vez que antisocial.

Las poblaciones sufren la represión por exigir medidas suficientes para su subsistencia en el ejercicio de la libertad de expresión y de movilización, los y las activistas sociales, sindicalistas son encarceladas y condenados en un claro acto de intimidación del régimen.

Ante esta situación, el Partido Comunista de España apoya las movilizaciones convocadas por las Marchas de la Dignidad y otros colectivos como una “Revolución Democrática para Europa”, y anima a sumarse a sindicatos, colectivos sociales y formaciones políticas a las movilizaciones en todos los territorios del estado reclamando Pan, Trabajo, Techo y Dignidad y una Europa de los pueblos y de los ciudadanos.

Llama a los comités, a las y los militantes y simpatizantes a participar, no solo el día de la
movilización, si no en la preparación de la misma, participando y fortaleciendo los comités de las marchas o de apoyo a la movilización y en su caso a crearlos, a la difusión de las propuestas políticas y el programa político social de las movilizaciones.

El PCE plantea un marco político y social para una revolución democrática que contemple:
1. Democratización del Estado (República, órganos de poder popular en todos los niveles
de la administración y garantizar el derecho de autodeterminación de los pueblos con
el objetivo de la república federal).
2. Desprivatización de los sectores estratégicos de la economía: banca, energía, agua,
telecomunicaciones, comunicación, gran distribución de alimentos, y del conjunto de
los servicios públicos: educación, sanidad, servicios sociales y demás servicios básicos.
3. Reforma laboral y de las pensiones: reparto del trabajo para el pleno empleo, igualdad
salarial de género, protección de la maternidad (permisos, bajas, ayudas), rebaja de la
edad de jubilación y Trabajo Garantizado.
4. Plan de soberanía energética y alimentaria.
5. Plan integral para la sostenibilidad medioambiental: ciudades, industria, transportes y
similar.
6. Lucha contra el sistema patriarcal: en la educación, en las administraciones del estado
y en los medios de comunicación.
7. Romper con la UE y el euro, NO al TTIP. Auditoria ciudadana de la Deuda Externa.
8. Salir de la OTAN y democratizar las fuerzas armadas.
9. Separación Iglesia‐Estado, laicidad, religión fuera de la escuela.
10. Derogación de las Leyes Mordaza

Es tiempo de República

El 14 de Abril es un día de fiesta para quienes compartimos los ideales de libertad, justicia social, cultura y modernidad, este año conmemoramos el 85 aniversario de la II República Española y lo hacemos en medio del debate sobre la conformación del Gobierno, tras las elecciones del 20-D, los resultados de las Elecciones generales, presentan una situación parlamentaria que supone un cambio importante respecto a la pasada legislatura, donde el Partido Popular disfrutaba de mayoría absoluta, de manera que es posible configurar una mayoría parlamentaria con los Partidos que en su programa se comprometieron ante el electorado a derogar determinadas leyes, que el Partido Popular aprobó gracias a su mayoría absoluta, la realidad es otra muy distinta, el debate sobre estas posibilidades está siendo ocultado, por el reparto de sillones o llamamientos a una pretendida estabilidad que tranquilice a los mercados.

El PCE  siempre ha defendido la necesidad de unir a la izquierda en torno a un programa común de mínimos, por eso, allá donde sea posible, impulsaremos estas y otras formas de unidad que  permitan lograr ese objetivo. Pero para que ese programa sea posible, la ruptura con el régimen monárquico que sustenta el poder de la oligarquía empresarial y financiera debe ser un eje fundamental.

Nos encontramos en un “tiempo de excepción”, vivimos unos momentos de recortes en los derechos sociales y de limitación de las libertades colectivas e individuales nunca antes conocidos tanto por su profundidad como por el corto espacio de tiempo en que se están produciendo.  La pérdida de derechos laborales y sociales, la privatización de servicios públicos esenciales puestas en práctica con las dos últimas reformas laborales y otras medidas del gobierno nos llevan a un nuevo modelo de relaciones sociales donde prima la “ley del más fuerte”, el ideal del liberalismo político.

Sólo desde una ruptura con el sistema actual puede haber una salida real, una salida social a la crisis que dé respuesta a las necesidades de las millones de personas que sufren directamente sus consecuencias, Por ello desde el PCE planteamos la necesidad de conseguir una respuesta desde la máxima unidad de las fuerzas sociales, políticas, sindicales y ciudadanas que planteamos la necesidad de superar el agotado y carcomido régimen del 78, como paso imprescindible para construir un nuevo modelo de Estado y de Sociedad, más justo, igualitario, democrático y social, lo que ofrecemos es responder a ese proceso de regresión social con una alternativa constituyente republicana.

Una ruptura hecha también desde el feminismo, como garantía de emancipación de tod@s, desde luego de las mujeres, como contrapoder y empoderamiento en  la sociedad patriarcal y capitalista, se conseguirá una República en la que, sin ciudadanas de segunda,las mujeres vuelvan a jugar el papel que les corresponde sin que la historía las silencie.

Porque no hay que olvidar que las, desgraciadamente, grandes protagonistas de la estafa que sufrimos, son las mujeres

Hace 85 años los hombres y las mujeres de este país decidieron, con buen sentido, que para progresar, resultaba imprescindible liberarse del lastre corrupto de la Monarquía borbónica y del sistema político montado sobre ella, el denominado turnismo, incapaz ya de dar solución alguna a los problemas que atravesaba España. La Regeneración democrática de este país, se escribió entonces con “R” de República.

Por eso estamos convencidos que la República de España vuelve a ser la respuesta en positivo, la respuesta ilusionante, la manera democrática de constitucionalizar la justicia social y el reparto equitativo de la riqueza. La República de España debe ser la solución al desempleo, a los desahucios y al dominio de la banca sin escrúpulos entre otras cuestiones que hoy angustian a millones de españoles.

Desde el Partido hacemos un llamamiento a la militancia comunista, a la mayoría social trabajadora y a la ciudadanía en general, para que este 14 de abril se movilice en favor de la III República, en favor de la necesidad de desarrollar un proceso constituyente, que se le dé la palabra al pueblo para construir un futuro de trabajo progreso, un futuro republicano para una España tricolor.

No olvidamos a los héroes de la democracia en este nuevo 14 de Abril, les rendimos el sentido homenaje que merecen y que en muchas ocasiones les han negado instituciones y partidos que se reclaman democráticos.

El PCE de Castilla-La Mancha se prepara para el XX Congreso Federal.

IMG-20160319-WA0002Aprueba por amplia mayoría los documentos presentados.

La Villa de Don Fadrique, 20 de marzo de 2016.

Tras el proceso precongresual llevado a cabo en las cinco provincias de la federación castellano manchega, el PCE de Castilla-La Mancha ha llevado a cabo, en la toledana localidad de La Villa de Don Fadrique, una conferencia regional para exponer, debatir y votar las enmiendas presentadas al documento propuesto por el Comité Federal  y que a su vez se debatirá en el XX Congreso del PCE, que se celebrará en Madrid el 9 de abril.

La conferencia regional, que ha contado con la presencia de Eddy Sánchez, Secretario de Formación y Debate, y miembro del Comité Federal del Partido, se ha desarrollado en un clima de amplia colaboración, a la vez de ilusión y esperanza, por los ambiciosos objetivos que se plantean en este XX Congreso, que pasan por la aspiración del partido para desarrollar una verdadera Convergencia Social y Política, que convierta a este, en un actor importante, que no único, en la transformación social de izquierdas.

El casi centenar de asistentes a la conferencia regional, han podido debatir y votar las enmiendas que en forma de adición o sustitución, habían sido presentadas, así como la única resolución presentada, que ha sido aprobada por una amplia mayoría de los asistentes. Demostrando el acercamiento ideológico, así como la proximidad de los planteamientos de los comunistas castellano manchegos.

Además, estos, han elegido a los doce delegados que representaran a Castilla-La Mancha en el XX Congreso. Una delegación que contará con una equilibrada representación provincial, como de género.

Jorge Vega, Secretario Regional del PCE de Castilla-La Mancha, ha recordado que este proceso congresual, tiene plenas competencias para tomar todo tipo de decisiones, incluidas las estatutarias en materia de política estratégica y de alianzas, como se acordó en Comité Federal: “El objetivo es replantear como organizamos nuestra estrategia para recuperar los objetivos del PCE cuando en 1993 planteó la Convergencia Social y Política, que dio lugar a la fundación de Izquierda Unida”, “Debemos impulsar una formación de nuevo tipo, con nuevos métodos, que supere la forma de partido clásico y se configure como un movimiento político y social, organizado en torno a la elaboración colectiva de un programa común”.

Por su parte, Eddy Sánchez, ha recordado su pasada militancia en la federación de Castilla-La Mancha, concretamente en Toledo, y ha tenido palabras de recuerdo para Ana Rubio, anterior Secretaria de Finanzas, fallecida hace poco: “Me gustaría que esta conferencia se la dedicáramos a la camarada Ana Rubio, que siempre supo responder y comprometerse con el Partido y con su militancia”.

Sánchez, ha argumentado los objetivos a los que aspira el XX Congreso: la Convergencia de la Izquierda, que pasa por el replanteamiento y la necesidad de una organización en la que al parecer del PCE, sobran la mayoría de las estructuras, la mayoría de los aparatos internos y falta organización real de las asambleas locales y sectoriales, así como de las de áreas de elaboración y acción política.

¡Ahora nos toca a nosotras! 8 de marzo. Día de la Mujer.

Este 8 de marzo desde el PCE celebramos la pérdida de la mayoría absoluta del PP tras los resultados de las Elecciones Generales del pasado 20 de diciembre.
Exigimos a la nueva mayoría parlamentaria que se comprometa a derogar leyes que atentan contra la vida de las mujeres:

• Una reforma de la ley del aborto que persigue delimitar la libertad de las mujeres para decidir sobre su cuerpo

• Una reforma laboral que ha precarizado aún más la vida de las mujeres, con el aumento de la feminización de la pobreza que incluso ha llevado a muchas mujeres a verse forzadas a ejercer la prostitución. Con ello, el aumento de la trata de mujeres para la explotación sexual. Según datos policiales en España cada año se trafican más de 45.000 personas, casi todas mujeres para fines sexuales. El 90% de las mujeres prostituidas son emigrantes, pobres, traficadas por las mafias de proxenetas. Lo cual debería estar en la agenda de nuestros gobernantes para dar pasos hacia su abolición.

En este sentido, saludamos el nacimiento de La Red de ciudades libres de trata impulsada por el Movimiento Democrático de Mujeres. Esta Red supone un paso significativo contra la estructura patriarcal de la sociedad capitalista que trata de mercantilizar y privatizar el cuerpo de la mujer.

Es necesario profundizar en las causas que generan desigualdad entre hombres y mujeres:

• Coeducar la sociedad es fundamental para erradicar desde la raíz la desigualdad, porque el lenguaje sexista y los estereotipos machistas están en la escuela y en la calle.

• Garantizar un trabajo digno es necesario para acabar con la situación de dependencia y de desigualdad, causante esta última de la
sangrante violencia que vivimos hoy las mujeres en nuestra sociedad, por la que cada año asesinan a decenas de mujeres.

Millones de personas votamos el 20 D con la esperanza de un cambio y una regeneración de la vida pública, contra las políticas de recortes y austeridad desarrolladas por el PP que con ello han obligado a regresar a muchas mujeres al hogar para ocuparse de los niños y niñas, de las personas ancianas y de las dependientes.

Desde el PCE consideramos que la configuración de la nueva mayoría parlamentaria tendría que recoger las aspiraciones de los colectivos de mujeres y del movimiento feminista que se ha movilizado durante los últimos años.

Por ello hacemos un llamamiento a los colectivos de mujeres y al movimiento feminista para que mantengan la movilización y defiendan que frente a quienes defienden Pactos de Estado y paz social, hay que defender un Pacto con la mayoría de la población, con las mujeres que somos las que sufrimos más las consecuencias de la crisis y las políticas autoritarias y retrogradas aprobadas durante la pasada legislatura.

Es necesario acabar con la paz social para dar una salida de la crisis en favor de las mujeres, y del conjunto de la clase trabajadora.

Es necesario que las mujeres continuemos organizadas porque somos las más afectadas directamente por las consecuencias de la crisis y de la deriva hacia una sociedad sustentada en la precariedad de vida y en la vuelta a casa de las mujeres. Solo con la movilización podrá haber cambios reales.

¡Ahora toca, responder en las calles!