El Área de Juventud de IU la provincia de Toledo denuncia los recortes educativos

Desde el Área de juventud de IU venimos denunciando, desde hace años, la progresiva privatización de la educación pública que encubrían las medidas neoliberales impuestas por los gobiernos del PSOE y del PP. Un proceso de mercantilización que, ahora, se intenta justificar aludiendo a la crisis económica. Así es como el gobierno ha justificado el recorte de 326.000.000€ en educación, recogido en los Presupuestos Generales del Estado para 2013. Una merma del 14,4% con respecto al ejercicio de 2012, que supone casi el doble de la reducción prevista para los restantes ministerios (8,9%). Y ello, al tiempo que mantiene, prácticamente intactas, otras partidas presupuestarias, como el gasto destinado a la Casa Real, que, únicamente, ha sido disminuido en un 4%, y que no hace sino evidenciar las prioridades del ejecutivo, entre las cuales, la educación no se encuentra presente.

En Castilla – La Mancha, estos recortes han cristalizado en el despido masivo de profesorado, en el cierre de escuelas rurales, en la reducción de programas y becas, y, en definitiva, en el deterioro de la educación pública.

Si volvemos la vista hacia la educación superior, el incremento medio que ha sufrido la primera matrícula en la UCLM este curso académico ha sido del 20,3% para los grados, y del 39,9% para los másteres. Una subida que ha imposibilitado el acceso a la educación de un amplio sector de la población, afectando, con mayor virulencia, a la juventud, un colectivo particularmente castigado por la crisis capitalista – que soporta unos índices de desempleo del 52,34% en la región, y del 53,73% en la provincia (Encuesta de población Activa, III Trimestre de 2012).

Todo ello da cuenta del proceso de mercantilización que está sufriendo la educación pública, enmascarado en planes de austeridad y contención del gasto, que está suponiendo, en la práctica, el desmantelamiento de un derecho fundamental y el recrudecimiento de las desigualdades sociales.

Por ello, desde el Área de Juventud de IU condenamos los recortes sociales y denunciamos los indultos y amnistías orientadas a mantener los privilegios de unos pocos. No estamos dispuestos/as a permitir que nuestros derechos más elementales sean objeto de compraventa, y que la educación sea sinónimo de especulación. Por ello, reivindicamos financiación pública suficiente, garantizando que todo/a estudiante pueda completar su formación, con independencia de su origen socio – económico, asegurando la gratuidad de los estudios en sus distintos niveles. Reclamamos la inversión pública en educación pública, abogando por la progresiva desaparición de conciertos educativos, sufragados con dinero público. Y, una vez más, exigimos la paralización de la Estrategia Universidad 2015 y la apertura de un marco de diálogo con la comunidad universitaria, que permita avanzar hacia un modelo de universidad pública que esté al servicio de la sociedad, y no de los intereses privados y lucrativos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *